Menos dietas y mas ejercicio

 

Se aproxima la Semana Santa y con ella las temidas “dietas milagro”, que prometen resultado significativos en muy poco tiempo y con más que dudosos resultados.

Como identificar una dieta milagro

  • Promete resultados rápidos.
  • No se permite ingerir uno o varios grupos de alimentos.
  • Recomienda productos dietéticos ( batidos, barritas …)
  • Ensalza los beneficios de un alimento y lo convierte en ” alimento estrella”
  • Apuesta por dogmas que poco o nada tienen que ver con las recomendaciones médicas .

    Tipos de dietas milagro

  • Ayuno. No es una dieta en si, consiste en no comer nada excepto agua. Puede ser peligrosa y poco efectiva. Tras esta dieta muchas personas engordan.
  • Dietas restrictivas:  Elimina alimentos básicos. Gran parte del peso corporal perdido es agua.
  • Dietas repetitivas o del aburrimiento: solo permiten comer algunos grupos de alimentos a los que se atribuyen virtudes adelgazantes, como por ejemplo el té y la piña.
  • Dietas ricas en fibra: se recomienda comer grandes cantidades de frutas, vegetales y salvado. El exceso de fibras produce gases, heces abundantes y mala absorción de algunos  nutrientes.
  • Dieta del barro o la arcilla: propone limpiarse y depurarse por dentro a base de comer arcilla. No, seguir NUNCA.
  • VB6: lo que hace es invitar a ser vegano por horas, entre las seis de la mañana y las seis de la tarde. Los defensores de esta calculan que se puede perder entre cinco y seis kilos cada mes adaptando la alimentación a nuestro ritmo de vida sin necesidad de controlar las calorías. La alimentación vegana contiene menos grasas y a partir de las 6 de la tarde, cuando hay más posibilidades de tener vida social , se permite consumir alimentos de otros grupos como carnes, pescados huevos.
  • Dietas bajas en carbohidratos o ricas en proteínas: La dieta con más popular. Restringen el consumo de carbohidratos y proponen una dieta muy rica en proteínas. Con estas dietas se promete una pérdida de peso de forma rápida, pero en cuanto volvemos a comer de forma equilibrada, se recuperan.
  • Dieta paleolítica: Consiste en consumir alimentos que se ingerían durante el paleolítico. Carnes, pescado, plantas, semillas,  raíces, frutos secos. No incluyen cereales, ni legumbres, ni lácteos ni ningún tipo de alimento procesado. Sus adeptos afirman que nuestro cuerpo no se ha adaptado a la dieta actual y esta incapacidad ayuda a la aparición de problemas como la obesidad o la diabetes.

No hay que olvidar que una de las pautas más saludables para adelgazar es el ejercicio físico. Además de ayudarnos a perder peso, es excelente para cuidar la mente.

El ejercicio físico como gran aliado

De nada servirá modificar nuestros hábitos alimenticios si no incorporamos a nuestra rutina diaria el ejercicio físico, que no solo aporta beneficios para nuestros cuerpo, también nos ayuda a mantener un estilo de vida más equilibrado a nivel mental.

En Spacio Deportivo cuentas con entrenadores y nutricionistas que te ayudarán en esta tarea. Pide una cita y déjate asesorar.